:::: MENU ::::
Noticias comercio electrónico

Uno de cada tres usuarios compra en la tienda física tras ver la campaña online de una marca

Las ventas online incrementan el tráfico en la red tradicional de las marcas y les abren grandes oportunidades de alcanzar nuevas audiencias

Vente-privee, ha analizado la repercusión y el impacto de las campañas que se realizan a través de su plataforma en la red tradicional de venta de sus marcas asociadas.

El estudio, encargado por vente-privee.com a TNS Sofres*, concluye que las ventas online a través de esta plataforma generan un incremento de tráfico hacia la red de distribución tradicional de las marcas, ejerciendo de motor de compra tanto para sus tiendas físicas como para los sitios web de venta online de las mismas. Además, el análisis indica que vente-privee.com mejora en 24 puntos de media la imagen y notoriedad de las marcas, al tiempo que incita a los socios a la compra offline.

Un 34% de los socios declara haber comprado en la tienda física de la marca tras haber visto su campaña de venta en vente-privee.com. Las razones más comunes que generan la visita a la red de distribución tradicional son, según apunta el estudio:

el 44% compra productos de una marca en su tienda física tras no poder hacerlo vía online
el 26% compra productos de una marca en tienda tras recordar haberla visto en la página web
el 16% compra productos de una marca en tienda tras haberla conocido en vente-privee.com

El cross-canal para situar al cliente en el centro

En 15 años, internet ha cambiado completamente el comportamiento de los consumidores, que se han acostumbrado a tener cada vez más posibilidades de elección. La única manera de garantizar una experiencia coherente en todo el conjunto de canales de venta (tiendas físicas, e-stores, redes sociales, móviles…) es situar al cliente en el centro, permitiéndole decidir si quiere comprar en la tienda online o en la física, a través del ordenador o del su dispositivo móvil.

En este sentido, Fernando Maudo, Director General de vente-privee declaró que “En Europa y también en España, internet es un increíble acelerador de redes de venta física, y esto es sólo el comienzo. Teniendo en cuenta factores como falta de tiempo o límites geográficos que dificultan el acceso a la red de tiendas tradicional, hay grandes oportunidades de llegar a una audiencia nueva gracias a Internet”

“Una tienda online no es un fin en sí para el consumidor, que siempre volverá hacia lo real, más simple, más concreto, más personal, más humano. El desafío para el e-commerce es combinar las nuevas tecnologías y la vuelta a la realidad”

“Al crear el vínculo con internet, las tiendas aumentan la interactividad con el consumidor y se pueden beneficiar de estar multiconectadas con los recursos de un amplio abanico de tecnologías como por ejemplo los smartphones”